Inicio » Valores

Category Archives: Valores

La productividad del educador. Coach Educativo

10 AUTOEDUCACIONLos cambios en educación queramos o no ocasionarán cambios sociales. Todo cambio sea cual sea su origen provoca cambio frente al cual sólo nos queda preguntarnos ¿somos proactivos y ayudamos a cambiar para mejorar en el sentido de forjar seres humanos completos o somos reactivos y estamos fomentando cambiar para empeorar en el sentido de forjar seres humanos aliniados?.

Quiero hacer una llamada de atención que sirva para diferenciar dos tipos de cambios;

  • Uno es el cambio en educación liderado por un continuo de reformas en la normativa que cada vez hacen más administrativa la tarea de ser maestro educador. En este sentido la burocracia se ha extendido en los últimos años; exigiendo reportes que hacen tedioso el día a día en el aula, teniendo que poner la atención diaria en la cumplimentación de actas, reuniones de ciclo, encuentros con padres, memorias de evaluación, autoevaluación, unidades didácticas, reuniones de orientación, informes de alumnos, programas….., a las cuales hay que sumar las reválidas a final de secundaria y bachillerato, los nuevos itinerarios de la ESO y la configuración de nuevas asignaturas incorporados con la última reforma de octubre del 2015 (Séptima ley escolar de la democracia en 35 años, la LOMCE). Reflexionar sobre la operatividad de tanto control que inclina el sistema a burocrático es algo necesario para volver a retomar el camino de los valores en educación y su re jerarquización, ya que dar valor al control férreo en menoscabo de otros valores como innovación y orientación al cliente interno (maestros) y externo (alumnos) está arrojando drásticos resultados en relación a la eficiencia y eficacia educativa.
  • Segundo, el cambio educacional al que asiste la sociedad, consistente en que el educando no quiere la educación que se le ofrece y en este no querer está marcando el devenir de la sociedad con problemas visiónales complicados de encontrar la solución.

Frente al cambio la proactividad en relación a la práctica educativa del educador es la solución más ecológica tanto para el educador como para el educando. Abogar por una proactividad que lleve a la acción de comprender desde la consciencia este “no querer” del educando en la forma de recibir la educación, aprender a escuchar lo que sí quiere, aprender a co-constuir para transmitir saberes y capacidades, de forma que cada educador desde su pequeña aula pueda romper la inercia institucional del sistema y cambio educacional.

Solo esta proactividad conllevará un aumento de la productividad, entendida como capacidad para fijarse objetivos de alto desempeño agregando valor y contribuyendo a la educación como organización.

La comprensión del educando,  a la que podemos acceder una vez que hemos creado conjuntamente la relación con él, permitirá al educador explorar sus intereses, captar su atención, y cocrear con el educando el conocimiento necesario para alcanzar los objetivos exigidos por el sistema, permitiendo a su vez el desarrollo humano del educando, el cual no es más que conocimiento incorporado,  es decir, información y aprendizaje desde el interés por aprender, lo que a nivel corporal le permitirá conservar psinapsis estimuladas por el juego, que de otra forma se pierden.

Coaching es la herramienta que permite esta comprensión del educando para despertar su interés por aprender de forma que las metas en la adquisición del conocimiento sean compartidas. La búsqueda, el valor que el propio educando puede agregar al proceso, es la innovación del método.

Es un escalón más en la productividad personal del educador, buscar valores añadidos. Mostrarse en este modo competente requiere marcarse objetivos personales cuyo primer paso es conocerse pasando después a encarar áreas de mejora, implicándose y siendo parte activa del cambio.

¿Qué se te exige como educador? (cambios en educación?, ¿Qué quieres conseguir como educador? (cambio educacional), ¿Qué pretendes llegar a ser como miembro del sistema y sociedad educativa? (cambios en educación y educacional).

Vemos que el desarrollo personal del educador y del educando están estrechamente ligados, ¿quieres desarrollarte junto a tus educandos?, ¿qué puedes entonces aprender de ellos?.

En el alcance del objetivo de transmitir conocimiento permitirse minutos de reflexión sobre el propio desempeño da la información necesaria para observar errores, para hacer ajustes, de forma que puedas encontrar el valor añadido en la transmisión de ese conocimiento…… ¿qué valor añadido le estás dando al conocimiento que adquiere el educando?….. ¿Qué valor añadido le puede dar el propio educando?……… ¿Quieres fomentar La Actitud?

 

 

Bibliografía recomendada:

Javier Carrascal, secretario estatal de organización, Anpe. http://www.anpe.es/Html/pdf/r519/22_26%20OPINION.pdf

La utopía de las reglas: sobre la tecnología, la estupidez y las alegrías secretas de la burocracia. David Graeber

El coach cuentacuentos y el desarrollo de la cognición.

   Sniñoson ya varias las preguntas recibidas en relación a cómo poder cambiar la actitud de un niño frente a un comportamiento agresivo de sus compañeros, veo el momento de dedicarle un post al tema.

   Para empezar  en relación a “cambiar” estas actitudes, humilde y conscientemente, opino que sólo pueden ser cambiadas por el propio niño en su personal proceso de aprendizaje, considero que otros métodos que “vendan” algo así rayan la publicidad engañosa.

   El conocimiento se aprende, y el aprendizaje válido es el que se aprehende (se incorpora a la propia persona como parte de ella). Os invito a participar en el fascinante viaje que cada niño realiza cada segundo de su vida hacia su propio aprehendizaje en relación a todo aquello que le sucede y de lo que aprende.

 

Vamos  a dotar de significado a estas palabras (1).

  • Conocimiento es un hecho/información adquirido por una persona a través de la experiencia, educación, o comprensión teórica/práctica de un asunto referente a la realidad.
  • Aprendizaje es un proceso a través del cual se adquieren o modifican habilidades, destrezas, conocimientos, conductas o valores como resultado del; estudio, experiencia, instrucción, razonamiento u observación, que son métodos de aprendizaje.
  • Aprehender es un verbo. Recordemos que todo verbo implica una acción, y toda acción produce un cambio. Este verbo significa asimilar, llegar a entender, comprender. La acción dota de contenido al verbo.

Ejemplo, quien ha aprendido (verbo) a decir no cuando quiere decir no, dice no cuando quiere decir no (acción).

Ejemplo, quien ha aprendido (verbo) a decir si cuando quiere decir no, dice si cuando quiere decir no (acción).

   Estas tres definiciones, simples, son la base para comprender cualquier APREHENDIZAJE social, es decir, cualquier comportamiento que estemos observando en un niño ha tenido previamente su proceso de aprendizaje. Entendamos que solamente una verdadera comprensión nos dará la información relevante  para realizar acciones como por ejemplo métodos de enseñanza, que puedan tener  resultados que provoquen  cambios eficaces y eficientes.

¿En qué momento un niño está desnudo de aprehendizaje?

   Los bebés en el momento del nacimiento están “casi” desnudos de conocimiento y totalmente abiertos a procesos de aprendizaje. Son maestros en  aprehender, captan todo lo que sucede a su alrededor, utilizan todos sus sentidos,  incluyendo la intuición.

   Y digo “casi” por lo siguiente,  dentro del útero materno entre la 10ª y 26ª semana se producen tantas neuronas como tiene un adulto. La diferencia de peso entre el cerebro del adulto y del bebe recién nacido es el engrosamiento de una fibra nerviosa, proceso que se llama mielinización (2).

   En el momento de nacer hay una poda o muerte de estas neuronas, sobreviven sólo aquellas que hayan establecido conexiones entre ellas. La vida comienza a matar a toda aquella célula que no ha conseguido adaptarse, con lo cual ya tenemos aprehendido desde el nacimiento que toda célula que no se conecta, muere. Las células que perviven dotan al bebe de aprendizajes existentes en relación a los procesos fisiológicos necesarios para que su vida sea posible. El bebe por tanto nace en parte aprendido.

   Desde el nacimiento comienza a luchar por su vida, llora cuando necesita algo y se conecta de forma especial con la madre para ello, es decir, comienza a interaccionar, y es en la interacción la que conlleva conocimientos, aprendizajes y aprehendizajes.

   El cerebro humano es una maquina afinada, está enfocada en el principio de la escasez, la vida no se detiene y el bebe necesita analizar datos que provienen de los sentidos con los que al mismo tiempo va construyendo su propio conocimiento por inducción, e irá desarrollando procesos deductivos para aplicar posteriormente ese conocimiento que le permita un menor coste energético. Hay mucho conocimiento que aprender para vivir, y la energía es un bien escaso.

Ejemplo: Si solo cuando el bebe llora se le da de comer, habrá un dato “sentir hambre” y un hecho “darle de comer”, el bebe construirá su propio conocimiento a partir de inducir “cada vez que lloro recibo comida”, pasando de lo concreto a lo genérico, de forma que cuando quiera comer aunque no tenga hambre llorará para conseguir lo que quiere (deducción).  El bebe construye el conocimiento a partir del hecho mediante un proceso de inducción, ese conocimiento para aplicarlo utilizará un posterior proceso de deducción. Este segundo proceso a base de repetición y exposición a la experiencia lo acabará realizando de forma automática. En automático el cerebro ahorra energía, la energía es escasa.

   Me he extendido con esta explicación con la intención de que puedas lector aplicarlo a otros comportamientos, en el supuesto que nos ocupa la forma de resolver problemas del niño.

   Los niños aprenden a resolver problemas en la interacción (3), y una vez aprehendida esta forma la aplicará de manera automática, será un comportamiento aprendido aprehendido. Cada ser desarrolla sus estrategias para resolver problemas, en las mismas se jerarquizan valores, estos valores a su vez han sido aprendidos y aprehendidos previamente.

Plantéate lector en relación al niño, ¿en la forma de resolver ese conflicto qué valor está prevaleciendo?, ¿qué recursos están siendo usados?, ¿Cuáles son los comportamientos que está teniendo?, ¿cuál puede haber sido el proceso de aprendizaje de los mismos?, ¿frente a qué hechos se da ese comportamiento, frente a qué entorno?……..

   Para que un niño esté en disposición de dar otra solución a un conflicto frente al cual ya tiene una respuesta aprehendida ha de darse un desarrollo cognitivo en él, es decir, es él quien;

  • Ha de tomar conciencia de que existe un conflicto y un problema.
  • Darse cuenta de cuál es la solución que da habitualmente.
  • Qué implica para él esta solución.
  • Qué valores le están llevando a actuar así. Qué valores son los que le sirven y cuáles no, y si fuera necesario volver a reflexionar sobre la jerarquización de los mismos.
  • Como puede responder de otra manera que le permita obtener un resultado diferente.

   La toma de conciencia del niño en su propia acción conllevará el cambio necesario en él para instaurar un nuevo comportamiento.

   Para Piaget supone reconstruir la propia acción en el plano de la representación e implica una verbalización, un dialogo con el adulto y consigo mismo que le lleve a ese desarrollo cognitivo necesario para el cambio pretendido (4).

   El planteamiento de esta reflexión ha de ser práctico, ha de abordar la propia conducta.

   Hay autores que a este paso lo llaman autorregulación (Brown) metaprocesos (Karmiloff-Smith) o metaconcepción (Carey), el común denominador es un desarrollo cognitivo, una toma de conciencia en relación a que; ese hecho es un problema, problema que genera un conflicto, y los conflictos son necesarios de resolver a través de estrategias adaptativas.

   Todo proceso de enseñanza habrá de ir correlativo al proceso de aprendizaje, facilitando la toma de conciencia. Analicemos qué método de enseñanza puede ser usado por el adulto en el aprendizaje del niño.

   Propongo un método de enseñanza desde el coaching que incida en la observación, promoviendo que el niño aprenda observándose (su interior) y observando el entorno (exterior), este método facilitará la empatía hacia los demás y hacia uno mismo (incidiendo en su autoconcepto, autoestima, autoconfianza), que permita aflorarán los conflictos de intereses subyacente en él y la toma de decisiones desde la reflexión.

   El niño que toma conciencia del conflicto podrá llegar a resolverlo con la ayuda de personas necesarias como los padres y entorno educativo haciéndole crecer desde la  responsabilidad en sus propias acciones.

   Este método no es nada desdeñable. Toda esta información nos llevará a transcender de un conocimiento microgenetico de los hechos a un conocimiento macrogenetico del aprendizaje social del niño, es decir,  los cambios en la conducta que se producen en  estas situaciones de aprendizaje, en periodos de tiempo breves (microgenético), se relaciona y marcan el desarrollo cognitivo infantil en su conjunto (macrogenetico).

                                               …..y…..¿cómo conseguir la reflexión en un niño que acaba prácticamente de empezar a hablar?…..

   Recordar que la tendencia humana a crear iconos y pautas de comportamiento nos lleva a imitar conductas, actitudes, lenguajes y esquemas de razonamiento (Bandura 1963, Flanders 1968), y qué mejor momento para introducir un cuento, una metáfora (5), una anécdota desde el coaching dejando que el niño pueda reflexionar sobre los mismos, que pueda construir su propio conocimiento, su propia estrategia, que le permita resolver sus propios problemas, y aprender de los procesos de razonamiento de otros reflejados en estos medios.

   La metáfora es usada en coaching como puerta a la reflexión. Hagamos uso de ella. Aprendamos a utilizarla como herramienta en nuestras conversaciones,  buscando aquellas donde se sienta reflejado, y usándolas para que aprender a través de ellas a observarse desde el interior y exterior. Esto les permitirá abrir puertas a crear soluciones nuevas.

   Las personas nos adaptamos al entorno, esa adaptación determina  a su vez el entorno de otros agentes. Un cambio en su propio comportamiento aun siendo el agredido conllevará un cambio en el agresor. Facilitemos herramientas y protección a estos niños para que el encuentro de su cambio y su desarrollo personal sea posible. Buscar ese choque exógeno o confrontación que reinicie endógenamente el proceso de aprendizaje social, donde el niño pueda elegir en torno a una reconstrucción de sus valores personales. Volver a confrontar al niño con su propia deducción, haciéndole volver a construir nuevas inducciones, que a su vez reconstruyan sus procesos deductivos, utilizando formas en esta reflexión que les haga sentirse seguros y no nuevamente agredidos.

   Nadie dijo que fuera fácil, yo tampoco….sin embargo, es posible (6).

neurona

(1)Estrategias de aprendizaje. Jesús A. Beltrán Llera. Revista de educación, ISSN 0034-8082, Nº 332, 2003 (Ejemplar dedicado a: El aprendizaje: nuevas aportaciones), págs. 55-73

 (2)Mecanismos atencionales y desarrollo de la autorregulación en la infancia. Luis J. FuentesMaría Dolores Galián ConesaCarmen González SalinasAngeles F. EstévezJosé Antonio Carranza Carnicero. Anales de psicología, ISSN 0212-9728, Vol. 17, Nº. 2, 2001, págs. 275-286

 (3)Los valores sociales, un instrumento para el conocimiento social del niñosu reflejo en la comunicación publicitaria. Caridad Hernández Martínez. Infancia y Aprendizaje: Journal for the Study of Education and Development, ISSN0210-3702, ISSN-e 1578-4126, Nº 35-36, 1986, págs. 109-122

 (4) Piagetlenguaje, conocimiento y educación Alfonso Cárdenas Páez Revista colombiana de educación, ISSN 0120-3916, Nº. 60, 2011 (Ejemplar dedicado a: Aporte de Piaget al campo de la Educación y la Pedagogía), págs. 71-91

 (5) El desarrollo de las ciencias a través de las metáforasun programa de investigación en estudios sobre la ciencia Héctor Palma. CTS: Revista iberoamericana de ciencia, tecnología y sociedad, ISSN 1668-0030,Vol. 2, Nº. 6, 2005, págs. 45-65

 (6) Coaching¿A quién? ¿Por qué? ¿Cómo? ¿Dónde? ¿Para qué?. Oscar Enento SimónMaite Sánchez-Mora García. Revista ROL de enfermería, ISSN 0210-5020, Vol. 32, Nº. 3, 2009, págs. 44-48

¿Como coaching transforma al coache?

Son muchos los coaches que inician un proceso de coaching sin conocer qué es, cuál es la finalidad o en qué puede ayudarles. En este post intentaré dar una aproximación de qué es coaching y cómo el método transforma al coaché.

coach

El proceso de coaching es un acompañamiento adaptado al coaché (cliente), en el establecimiento de un objetivo y en su consecución a través de un plan de acción. Objetivo y plan de acción son establecidos por el cliente a través de un proceso ontológico. Es el coaché quien dirige su propio proceso valiéndose de sus recursos y ayudado por el coach en la exploración de los mismos.

La ontología o también llamada metafísica por los discípulos de Aristóteles, es la investigación del ser en tanto que es, como ser en general, es decir como el Todo, en este sentido al referirme al coaching como proceso ontológico estoy poniendo la atención en el objeto del proceso, es el Ser del coaché, como ser humano único con su propia subjetividad. (La diferenciación entre metafísica y ontología ha sido posteriormente abordada por filósofos como Heidegger. Es un tema para mí sumamente interesante, y una distinción cuya aportación es interesante en Coaching, la cual me abordaré en futuros post).

El proceso de coaching se enfoca en el coaché, utilizando un método, que puede transformar a las personas en el camino hacia su objetivo cuando sucede lo que a continuación trataré de explicar.

Coaching es como acabo de mencionar un proceso de acompañamiento, a medida, que se realiza a través de un diálogo, sin embargo es más que un diálogo, trabaja con el pensamiento y lenguaje, funciones mentales superiores del ser humano. Como diálogo explora pensamientos internos  y externos, buscando conocer la realidad percibida del cliente, explorando su conciencia y consciencia. Como proceso ontológico busca  que el cliente escuche sus emociones, su cuerpo y su propio dialogo o voz (interior/ exterior)… ¿qué te cuentas?, ¿qué quieres decir?, ¿cómo te sientes?, ¿qué sucede en ti?, ¿dónde te sitúas?…..

Es en la integración de estos tres aspectos del Ser (linguistico, emocional  y corporal) donde se logra la transformación en un proceso de coaching.

Cuando esta integración no existe, hay que traerla a la consciencia, y es mediante el lenguaje como podemos hacer esto posible.

El termino consciencia se refiere a darse cuenta, traer a la consciencia algo del inconsciente, algo que nos está sucediendo o que está sucediendo en nuestro entorno y que no nos damos cuenta. El término conciencia se refiere al conocimiento que tenemos sobre nosotros mismos, sobre valores, creencias, entorno, personas…. Os invito a jugar con las palabras y preguntarnos, ¿soy consciente de los valores que tengo?, y ¿tengo conciencia de los valores que tengo?….o lo que es lo mismo, ¿me doy cuenta de los valores que tengo?, y ¿conozco el significado de mis valores?.

En resumen, coaching hace reflexionar sistémicamente (como Ser integrado) al coache sobre sí mismo como Ser lingüístico, emocional y corporal, facilitando así su propia evolución a través del encuentro consigo mismo, camino hacia su propia excelencia en la consecución de un objetivo marcado a través de un plan de acción fijado por él coache.

Como coach es en esta reflexión que realiza el cliente donde más disfruto viendo qué inteligencias utiliza, cuáles son sus talentos, cuales los recursos internos utilizados…….

El momento de la transformación es el momento de darse cuenta (ser consciente) de aspectos de la realidad (interna o externa) que antes desconocía, es lo que hace unos días leyendo a Racheal Govender definía como momento AHA!, como el momento de descubrimiento y desjerarquización que conduce a la identificación de la esencia del problema.

Y es en este momento de darse cuenta cuando sucede la magia, la transformación, cuando un nuevo conocimiento es traído a la consciencia, cuando este conocimiento empieza a ejercer “su efecto”, al tratarse de un nuevo aprendizaje sobre el mundo interno o externo del cliente.

La magia sucede, porque los nuevos aprendizajes, conectan con viejos aprendizajes, generan nuevos aprendizajes…… lo cambia todo, lo transforma, va arrojando claridad al problema, creando soluciones, alternativas, caminos… y en todo este proceso, en todo este dialogo, el coach es un mero y experto acompañante, donde el protagonista es el coache.

Es ahora donde podemos traer a colación, y será entendible, la definición dada por Oscar Enento Simón y Maite Sanchez-Mora García, que define Coaching como un método de aprendizaje de adulto sustentado por bases psicológicas, pedagógicas, filosóficas y de gestión empresarial.

Cuando tu Talento, Es.

El Talento es fluir, es Ser, no se define como tal, no te lo ves, a penas lo sientes, aunque te lo ven y te lo sientenEl Talento aunque no lo veas, ES.

 

huevos

 

¿Que sucede cuando te lo ven?, que sino eres tú mismo Ser, te identificas con él, paradoja, en muchos casos la fuente de tu talento se seca. Pierdes espontaneidad y fluidez, ya  no hay juego, hay obligación de ser talento, obligación contraída por tí mismo, ¿y de qué te sirve?, solo para contribuir a engordar un ego que ya tenías.

El problema de la identificación en el Talento es difícil de gestionar, nos educan en la identificación, somos/deseamos ser aquello que es papa o mama, o aquello que la sociedad valora, o aquello que otros desean por que; deseamos agradarles para que nos agraden…. deseamos…. deseamos…. deseamos…. en este cultivo es difícil no identificarse y simplemente SER. Nacemos dioses y morimos en muchos casos volviendo a ser dioses, sin embargo entre nacimiento y muerte somos simplemente humanos.

En una sociedad de consumo es fácil que nuestra brújula interna pierda el norte, haría falta un cambio profundo en la educación para que esto no sucediera, para que se respetaran decisiones y formas de vida personales, para que pudiéramos ser y fluir en aquello de nuestra elección, sin condicionantes inconscientes; publicitarios, marketinianos, sociales, culturales o educacionales….

¿Os habéis dado cuenta qué os hace elegir realmente un comportamiento?, frente a otros; talentos, objetos, deseos….. ¿Somos capaces de reconocernos en nuestras decisiones en Ser o es nuestra férrea personalidad buscando identificarse?,  ¿quien decide?.

La des-identificación es un camino para algunos reconfortante, puro placer si uno de tus valores es la libertad de elegir tu vida como realmente quieras vivirla. Sin embargo para aquellos anclados en el miedo, en la necesidad, o en valores “mas terrenales” es un sufrimiento imposible de resistir que llevara a una crisis de conciencia, en el mejor de los casos alumbrará nuevos valores que puedan permitirte una alineación entre lo que deseas y tus acciones, en el peor de los casos habrá un fatal desenlace tanto para la persona como para sus allegados.

Si quieres vivir tu talento, disfrutar de tí, de lo que eres, mírate, ¿reconoces tus valores?, pues ten el coraje de vivir conforme a ellos, DEJA A TU SER QUE SEA. Se valiente para jerarquizar esos valores, y para vivir honestamente conforme a ellos.

coraje

¿Que te puede aportar esa elección?. Poder moverte en proyectos donde puedas estar alineado, donde puedas ser tú, sin identificarte con el proyecto, buscando un resultado. Poder obtener los desde ese lugar donde fluyes, donde la vida te vive y tú a ella. Poder estar presente en todo momento. ¿Son así tus momentos?….. y sino es así, ¿que sucede?,…. ¿con que te estas identificando que no te deja Ser?.

A %d blogueros les gusta esto: